Cine

Nocturna 2015 Jornada 6

0

Con la sección oficial cerrada y a punto de conocer el palmarés del festival, la jornada de clausura del Nocturna 2015 no se esperaba como la más accidentada del festival. Una serie de problemas técnicos empañaron la película de clausura y la sesión sorpresa de la noche, pero es algo perdonable si admitimos la buena organización de todo el festival.  Más cuestionables resultan las decisiones respecto a la calidad del material y el formato de los films. La calidad del film que clausuraba el festival, Big Game, dejaba mucho que desear y estamos hablando de que la mayoría de los films proyectados (si no la totalidad) ha sido bajo soporte BluRay. Un aspecto a mejorar en un festival que cada año va a más, y que cuyos responsables han prometido que el año que viene se centrará en exclusiva en el público. Ansiosos nos quedamos de ver con que nuevas locuras se atreven en el 2016.

TERMINUS

Terminus-Main-630

Algo esta pasando en Australia y ya no hay quien no se haya percatado de esta explosión de buen cine fantástico que inunda los festivales. Sin grandes presupuesto pero rodando con gran destreza y sobriedad, ya son numerosos los títulos que dan la cara ante las numerosas superproducciones de Hollywood. Terminus se une a esta nueva ola Australiana, que presenta el debut en el largometraje de Marc Furmie. El film cuenta el encuentro de un hombre atormentado con un meteorito extraterrestre tras un accidente de coche. El contacto con este meteorito en forma de huevo, le sanara no solo fisicamente sino también de las heridas producidas por el fallecimiento de su esposa años atrás. En un mundo a punto de caer en un holocausto nuclear, el huevo extraterrestre será una promesa para un nuevo comienzo de la humanidad. Terminus tiene mucho aroma a Bourbon con un ritmo narrativo bastante pausado, aderezado con unas conclusiones precipitadamente bíblicas. Su mensaje pacifista puede pecar de ingenuo o escasa profundidad, pero se ve compensado con la buena dirección del debutante Furmie. El film dividió al público del Nocturna, dónde algunos disfrutamos de un film decente aunque torpemente desenvuelto, y otros sufrieron el lento ritmo del film que encima fue programado a primera hora de la tarde. Para nosotros fue un buen comienzo de jornada, que demostraba que aún quedaban buenos títulos por ver en este Nocturna 2015.

BACKCOUNTRY

backcountry2

La segunda sesión de la tarde nos prometía una sesión más salvaje. Al menos en escenario. Una pareja de jóvenes se adentra en un espeso bosque canadiense para pasar un fin de semana alejados de la ciudad. La zona era frecuentada por uno de ellos cuando era niño, y ahora quiere regresar a una oculta cascada para pedir matrimonio a su chica. Las altas expectativas para un fin de semana ideal y la incomoda aparición de un extraño con ganas de demostrar su hombría, harán que el chico tome excesivas confianzas y terminen perdiéndose en el bosque. Tras días atrapados, la pareja termina siendo presa fácil para un oso salvaje con un letal apetito. Una escapada que acaba terminando en pesadilla, llevándoles al límite y probándoles cómo pareja además de su capacidad de supervivencia. El film está dirigido por Adam MacDonald, un poco conocido actor que se estrena ahora como director de cine de género. Un estreno que dónde llama la atención una tensión muy bien conseguida gracias a la buena fotografía y la fantástica música. El ritmo del film flojea un poco y sigue la tendencia de este Nocturna de tardar mucho en comenzar. Entre el público se había levantado mucha expectación el ver que tal se había representado el oso, y quizás sea el punto más flojo del film. A pesar de lo salvaje que resulta la escena del ataque del oso, queda empañada por el empaste de planos dónde la maqueta del oso reluce tanto como un monstruo de feria. Es tan ridícula su presencia que MacDonald solo podía disimular el escaso realismo del animal con movimientos absurdos de cámara y un montaje veloz, siendo aun así insuficiente. Adam MacDonald solo se salva de la hoguera porque en conjunto, y gracias al alto contenido sangriento, la escena resulta brutal por su resolución que cambia el rumbo atascado del film. Backcountry termina siendo un más que decente film que a pesar de dividir al público del Nocturna ofrece buenos momentos y una fabulosa atmósfera.

RE-ANIMATOR

hero_EB19851018REVIEWS510180303AR

Y tras una semana con una organización digna de mención, la catástrofe se adueño de las últimas proyecciones del Nocturna. La película que clausuraba el festival se corto a media proyección y tras varios intentos la sesión fue suspendida. Una nota amarga que al menos nos libró de terminar de ver Big Game, que nos estaba resultando un soporífero espectáculo con el peor Samuel L. Jackson. No queremos volver hacer mella en la mala calidad del film, que llegaba a parecer un screener. Aun después de tal fiasco en la clausura, nada nos había preparado para que la proyección volviera a fallar en la sesión sorpresa que protagonizaba la última sesión golfa del festival. Más de cinco intentos tuvimos que presenciar para poder ver el clásico Re-Animator. Intentos que el público tomó con humor y ya todos repetíamos al unísono los delirantes diálogos doblados del film ¡Doctor Glubber! ¡Doctor Glubber! Por fin, la sesión se pudo iniciar y pudimos disfrutar de la proyección de Re-Animator en versión original pero con unos poco aceptables recortes superiores e inferiores para adaptar el formato 4:3 a la pantalla 16:9 del palafox. Hubiera sido preferible que el film se exhibiera en sus originales 4:3 que marcaron a la generación VHS, pues Re-Animator es pura carne de videoclub y cine de colegas. Aún así la película volvió a ser un disfrute cómico y salvaje que fusiona lo mejor (o peor) de la serie B con el Gore. La verdad es que el film de Stuart Gordon no ha envejecido nada mal y fue el ingrediente que necesitaba el Nocturna para cerrar las incidencias de esa noche con buen pie. Si de algo se puede jactar el Nocturna es de su buena elección a la hora de realizar homenajes y sesiones que recuperan clásicos que pocos se atreven a reprogramar. No sabemos si el año que viene el festival, que afirma que su programación será dirigida 100% al público, optará por la vía de realizar más homenajes o buscará tener una programación menos underground y más potente de títulos actuales de renombre, que es lo que realmente están demandando los asistentes al Nocturna.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.